A MI HIJO ESTEBAN

4773253198_ba4dfe749d_z

Un espíritu inquieto
deambula por mi casa,
tiene una luz hermosa
su pequeña alteza.

Desordena mis planes,
deshace mis temores,
se vale para ello
de una pureza auténtica.

Me asusta su bondad,
me enternece su genio,
me despierta a la vida,
me descubre las penas.

Me inunda en su ternura,
me revuelve y me inquieta,
alimenta mis ansias
con su sonrisa inmensa.

El es mi ángel, y yo
soy su ada madrina,
desaparezco el sucio
de sus manos pequeñas.

Y me convierto en calma
cuando el temor le asecha,
y me convierto en sol
si la noche le llega.

Me lo trajo la vida
De tanto desearlo,
y le construí un mundo
donde el amor le espera.

BARBARA MACHADO

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s