La sangre caliente del Japón

París 13 de marzo de 2011.

Querida Ofelia:

Más allá de las películas de gángsters, el cine yakuza retrata la cara B de la sociedad japonesa, narra las historias de sus perdedores y marginales, y nos habla de la violencia desencadenada para solucionar sus conflictos.

La idea que tenemos de Japón es la de una sociedad dominada por la cortesía y los formalismos: tópicos como la preocupación obsesiva por el rango social, el ceremonioso intercambio de tarjetas, y los numerosos rituales que impregnaban, incluso, los ámbitos privados. Sin embargo, también ha existido un mundo paralelo, que aunque no es ajeno a esa ceremoniosa armonía, también se caracteriza por una violencia soterrada que, en ocasiones, explota en formas extremas. Una violencia que se puede desencadenar, en el caso de estos outsiders, por la fidelidad a un duro código de honor que toma ciertos valores del bushido, el famoso código samurai tan conocido por su medida más drástica, el seppuku o suicidio ritual; un particular código de conducta que explica y dirige el comportamiento y la dureza de los tipos de la yakuza, la temible mafia japonesa.

En Occidente, la palabra yakuza nos remite inmediatamente a la idea de criminales llenos de tatuajes, con una vida dominada por extraños y severos códigos de honor que forman parte de esta organización de crimen organizado. Pero el significado real de esta palabra es mucho más amplio. Yakuza quiere decir “perdedor, fracasado, inútil, alguien que a nadie sirve ni importa”. Así, cuando hablamos de cine yakuza (yakuza eiga, en japonés) estamos hablando de algo más que del cine de gánsters de directores habituales en el circuito de los festivales de cine internacionales como Takeshi Kitano o Takashi Miike. Hablamos de películas que nos cuentan la vida de samurais venidos a menos, la dura existencia de pendencieros conductores de carros de mano y buscavidas del siglo XVIII, las revueltas estudiantiles de los años 60 y, por supuesto, de gángsters y mafiosos de toda laya.

Con el ciclo La sangre caliente del Japón, el Cine Estudio del Círculo de Bellas Artes y la Fundación Japón, Madrid buscan acercar al público español este género cuyos orígenes se remontan al cine mudo y cuya historia está íntimamente asociada a la historia del cine japonés, desarrollándose y adaptándose a los cambios que la sociedad nipona y, por tanto, los gustos del público, sufrían a lo largo del siglo XX. Compuesto por una selección de diecisiete de los mejores ejemplos de este género de cine de suspense y acción ultraviolenta, el ciclo nos permitirá ver el papel que todo tipo de outsiders han jugado en la sociedad japonesa en los últimos 300 años de historia: la cara B de una sociedad dominada por la cortesía y los formalismos, y supuestamente próspera. A la vez, los espectadores podrán disfrutar a partir del 17 de marzo con algunas de las obras maestras de realizadores como Tai Kato o Kinji Fukasaku que tanto han influido en el cine occidental actual, aunque son prácticamente desconocidos en España.

Cine Yakuza: La sangre caliente del Japón

-DUEL IN TAKADANOBABA (Ketto Takadanobaba). Makino Masahiro + Inagaki Hiroshi, 1937.

-THE RICKSHAW MAN (Muhomatsu no issho). Inagaki Hiroshi, 1943.

-STREET OF VIOLENCE: THE PEN NEVER LIES (Pen itsuwarazu: Boryoku no machi). Yamamoto Satsuo,1950.

-A BLOODY SPEAR AT MT. FUJI (Chiyari Fuji) Uchida Tomu, 1955.

-BEAUTIFUL YOSHIWARA AND THE MURDER OF HUNDREDS (Yoto monogatari: Hana no Yashiwara hyakunin-giri). Uchida Tomu, 1960.

-JAPANESE YAKUZA (Nihonkyokakuden). Makino Masahiro, 1964.

-FIGHTIN’ TATSU THE RICKSHAW MAN (Sha-Fu Yukyoden Kenka-Tatsu). Tai Kato, 1964.

-DAISATSUJIN, THE GREAT KILLING. Kudo Eiichi, 1964.

-THE WOLF, THE PIG AND THE MAN (Okami to buta to ningen). Fukasaku Kinji, 1964.

-BLOOD OF REVENGE (Meiji Kyokaku-Den Sandai-Me Shumei). Tai Kato, 1965.

-BY A MAN’S FACE SHALL YOU KNOW HIM ( Otoko no Kao wa Rirekisho). Tai Kato, 1966.

-HISHAKAKU AND KIRATSUNE (Jinsei gekijo: Hishakaku to Kiratsune). Uchida Tomu, 1968.

-REQUIEM FOR A MASSACRE (Minagoroshi no reika). Kato Tai, 1968.

-THE RED PEONY GAMBLER: FLOWER CARDS MATCH (Hibotan Bakuto: Hanafuda Shobu). Kato Tai, 1969.

-RED PEONY FINDS A DAUGHTER (Hibotan Bakuto: Oryu sanjo). Kato Tai, 1970.

-GRAVEYARD OF HONOR (Jingi no hakaba). Fukasaku Kinji, 1975.

-SHABU (Shabu gokudo). Hosono Tatsuoki, 1996.

Un gran abrazo desde La Ciudad Luz,

Félix José Hernández.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s